El nombre que escojas
para tu proyecto
le acompañará durante
toda su trayectoria

 

NameStorming, un método para encontrar el nombre perfecto a tu proyecto

Has tenido una idea.

Vas a iniciar un nuevo proyecto.

Puede que sea un producto, un servicio o una empresa. O tal vez algo mas personal. Un comercio online, un turismo rural o un despacho profesional. La ilusión de tu vida.

Los indios sioux tenían la creencia de que las personas no existen hasta que reciben un nombre. Solo el chamán de la tribu tenía el poder de dárselo. Y con él, la existencia plena.

A los proyectos les sucede algo parecido. Hasta que no tienen un nombre no existen.

Entonces, ¿qué nombre vas a darle? ¿El primero que se te ocurra?  Y sobre todo, ¿cómo vas a asegurarte de que es un nombre adecuado? Ten en cuenta que le va a acompañar en toda su existencia. Es su primer mensaje publicitario. Y sin duda el que más veces se va a repetir.

Tal es la importancia de un buen nombre.

Vale, no empieces a hiperventilar, no te asustes. Podemos ayudarte.

NameStorming es el método diseñado para que selecciones el nombre más adecuado para tu proyecto.

Cumpliendo todos los requisitos de notoriedad, exclusividad, semiótica y memorabilidad que debe tener un buen nombre.

¿Quieres conocerlo?

 

Las 5 fases de NameStorming

El método Namestorming es un proceso en cinco fases que va a proporcionarte las opciones y recursos que necesitas para que tú mismo puedas decidir un nombre para tu proyecto sin temor a equivocarte.

Nosotros realizaremos la parte más pesada del trabajo: la investigación y parte del proceso creativo. Y luego te pondremos en bandeja las herramientas para que puedas tomar la decisión más adecuada.

Pero serás tú quien seleccione, o incluso quien invente el nombre final. Porque tú eres quien debe identificarse con él.

Veamos cuales son  las 5 fases del proceso:

⥣ arriba

1. Entrevista inicial  y Briefing

La haremos a través de videoconferencia. A no ser que estés cerca y prefieras venir a nuestro estudio, claro.  A lo largo de una hora más o menos cambiaremos impresiones, haremos preguntas, lanzaremos ideas y hasta meteremos la pata un par de veces. Es la fase inicial del proyecto y tenemos que conocerlo. Ese es el momento de explicar tu proyecto:

  • de qué se trata
  • cual va a ser su alcance
  • a quién se dirige (público objetivo)
  • qué quieres conseguir (objetivos)
  • cual es su personalidad, su recorrido, su historia…
  • el sector en el que se va a mover
  • la competencia
  • debilidades y puntos fuertes…

En definitiva, todo lo que debamos saber. Y lo que creas que no hace falta que sepamos también.

Una vez terminada la videoconferencia te enviamos por email un documento con el resumen de nuestras conclusiones sobre lo que nos has contado. Es el Briefing, el punto de partida que recoge los condicionantes y características que debe cumplir el nombre que buscamos.

Revísalo bien y devuélvenoslo con tu visto bueno o las anotaciones que creas necesarias, para que podamos pasar a la siguiente fase.

⥣ arriba

2. Investigación externa.

A partir de la información que hemos recopilado en la entrevista, buscamos proyectos similares o equiparables al tuyo, y estudiamos su estrategia de naming.
Cómo se llaman, por qué han elegido ese nombre, ventajas e inconvenientes del mismo, cómo las han potenciado o minimizado, cómo ha influido en el desarrollo del proyecto, etc.
¿Para qué tomarse tanto trabajo en mirar lo que han hecho los demás? Para aprender de los que han tenido éxito. Y para evitar tropezar donde lo han hecho otros.
En otras palabras, para escarmentar en cabeza ajena 🙂

⥣ arriba

3. Namestorm

Este es el verdadero corazón del proceso, la fase en la que se da rienda suelta a la creatividad. Abrimos la caja de los truenos para que se forme una tormenta de ideas en la que generamos la mayor cantidad posible de nombres.
Utilizamos para ello diversas técnicas de creatividad, como los acrónimos, asociación libre de ideas, palabras compuestas, frases o sintagmas, palabras inventadas en idiomas reales o ficticios… En esta fase cualquier idea es válida, porque un nombre ridículo o claramente inapropiado puede hacer saltar la chispa creativa que nos lleve a otro que puede ser genial.

⥣ arriba

4. Shortlisting

Ahora sí, este es el momento de cribar los resultados de la fase anterior. Hay que desechar los nombres que claramente no son adecuados y elaborar una lista corta con los mejores, el “dream team” de posibles nombres para tu proyecto.

Siempre hay uno o dos nombres que destacan del conjunto o que parecen más adecuados. Son nuestras recomendaciones.

De éstas comprobaremos su disponibilidad como dominios de internet y en el registro español de patentes y marcas y te haremos un pequeño informe. El hecho de que un nombre pueda registrarse como marca o dominio no es determinante para que lo puedas usar  en según qué entornos, pero es importante saberlo.

⥣ arriba

5. Presentación y decisión final.

Con todo el trabajo de las fases anteriores elaboramos un informe en pdf y te lo enviamos para que lo estudies.

Ten en cuenta que nuestras recomendaciones no siempre son definitivas, no son “palabra de Dios”.  Un nombre es algo muy personal, y ha de gustar sobre todo a la persona que lo lleva. A quien dirige el proyecto. A quien se va a encargar de darle cuerpo y conducirlo hacia el éxito. Quien debe identificarse con él.

El objetivo final de este proceso no es darte un nombre. Es darte opciones y proporcionarte las herramientas para que puedas decidir cual es la que más se ajusta a tu proyecto. Es habitual que el cliente no escoja ninguno de los nombres que le hemos presentado, pero el proceso le haya servido para encontrar un nuevo nombre relacionado con uno de los presentados. O incluso para reafirmarse en un nombre preexistente.

Así que lee el informe con atención y extrae tus propias conclusiones. 

Y luego llámanos si quieres comentarlo. Haremos una nueva reunión en videoconferencia para aclarar tus dudas, te haremos nuevas sugerencias y hablaremos de los siguientes pasos a dar en tu proyecto.

⥣ arriba

¿Cuanto cuesta este servicio y cuales son las formas de pago?

199,00€. Más IVA si resides en España.

A pagar por transferencia bancaria o por Paypal.

Un 50% antes de la entrevista inicial.

El 50% restante al comunicar que el informe está listo para su la entrega.

⥣ arriba

¿Y qué pasa si no te gusta ninguno de los nombres que te proponemos?

No es probable, teniendo en cuenta las características de nuestro proceso de trabajo. Pero puede pasar.

Puede que en la entrevista inicial no hayamos entendido las características del proyecto. Que no nos las hayas explicado bien. O que hayan cambiado a lo largo del proceso.

Así que volveremos a empezar.

Haremos una nueva entrevista para aclarar el briefing, una nueva ronda de propuesta de nombres.

Y si tampoco en esta encontramos uno que te satisfaga, puedes elegir:

  • te devolvemos 100€
  • te presentamos una nueva ronda de nombres, previo pago de 100€ más.

⥣ arriba

Me habéis convencido, ¿cuándo empezamos?

Ahora mismo 🙂

Rellena con tus datos el formulario de contratación y envíanoslo.

Por favor pon tu nombre completo y explícanos a grandes rasgos en qué consiste tu proyecto. No te cortes y escribe todo lo que quieras, hay sitio de sobra.

Pronto te enviaremos un correo electrónico para indicarte cómo hacer el pago y concertar una fecha y hora para la entrevista inicial. Si en ese momento tienes alguna duda, podrás planteárnosla por correo electrónico antes de hacer efectivo el pago.

Formulario de contratación

15 + 9 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

Share This